Bonsai


Bonsai盆栽

BonsaiEn Mashû Kyôkai no solamente se entrena el cuerpo y espíritu sino también se abunda en temas que ayuden a los practicantes a crecer moralmente con actividades como el antiquísimo arte japonés del Bonsâi. Este arte se remonta a hace más de 1200 años y se cree que nació en lo que hoy conocemos como China. Sin embargo, en Japón se encuentra una pintura sobre un pergamino dorado incluida dentro de la obra literaria Kasugagongen-Kenki escrita en el año 1303 y conservado como Tesoro Nacional por la familia imperial, por lo que este arte llega al Japón hasta el siglo XIII junto con el teatro Noh y la ceremonia del Té.

Literalmente Bonsâi significa  bandeja + naturaleza pero se puede interpretar como el arte del cultivo de árboles en maceta o bandeja. Kaicho Alfredo Sánchez es aficionado desde hace años a este arte y ha procurado transmitir los conocimientos que posee a sus alumnos en pequeños cursos que anualmente se imparten en las épocas idóneas para este fin, como complemento de los Cursos de Cultura “Ju Jitsu no kokoro” que a nivel nacional son exclusivos de nuestra Asociación.

Este tipo de actividades beneficia a los participantes desde ser un buen y elegante pasatiempo, hasta ser un curso que permite relajar y serenar el espíritu bajando los niveles de ansiedad, estrés e incluso tristeza al ser una excelente terapia ocupacional. Un Bonsâi se diferencia de cualquier árbol plantado ya que luego de trasplantarse, requerirá de una poda, alambrado, selección de sustrato, preparación de maceta (la cual también es especial para el caso), y posteriormente, un mantenimiento y cuidado permanente consistente en riego según la época y clima, abono, control de plagas, etc… sin contar que la personalidad del nuevo Bonsâi será dado por el mismo artista que le dará una “vista o frente” y “estilo” según lo que su propia imaginación le sea capaz de mostrar y las características del árbol le permitan. Por lo tanto, comprar un árbol pequeño en cualquier mercado, en la calle, en un vivero o en cualquier lugar simplemente por el hecho de ser aún joven y diminuto, no significa como muchos pudiéramos pensar: tener un Bonsâi.

Es así que para el ojo de quien aún no conoce a profundidad las maravillas de este pudiera parecer un arte sencillo de aprender pero si llegara a interesarle descubrirá lo interesante y basto que es, así como la enorme cantidad de detalles a cuida y aprender.

Si usted desea convertirse en un practicante verdadero de Ju Jitsu, le invitamos a abrir su mente a todas las artes que conlleva desde tiempos antigüos el verdadero e íntegro crecimiento del ser humano, ya que la educación es el verdadero y único camino a la libertad en todos sentidos.

no images were found

no images were found

[custom-facebook-feed]